Conjugando

“Con” y “jugando” … “Jugando con”

El deseo de decir me habita desde que me recuerdo. Sé, por el relato de mi madre y por la memoria celular, que ya a los dos años convivían en mí las ganas de decir, el sufrimiento por no poder encontrar las palabras y la felicidad cuando eso que buscaba ser dicho nacía en y de mí.

Ofrezco aquí una parte de los textos que, hasta la fecha, he escrito. Se trata de algunas de esas palabras que, hiladas, me sirven para decir el mundo y para decir al mundo:

[srp category_include=2 thumbnail_height=250 thumbnail_width=200 widget_title_hide= yes post_content_length_mode=words post_content_length=100 post_date=no string_break=”… Más información”]
Saber esperar

Saber esperar

Saber esperar es una propuesta para recordar que el fruto necesita tiempo, que del deseo a la materialización es necesaria la fecundación, la creación y la recreación y que, todo ello, necesita de una apuesta: la de confiar en la vida. No se trata de posponer para más...

leer más
De la Diosa Madre a la madre de Dios

De la Diosa Madre a la madre de Dios

“Virgen de”, “Madre de”, “Nuestra Señora de”… como palabras previas para nombrar, con infinidad de nombres de mujer, a la madre de Dios. A la que dijo “sí” a Gabriel, el emisario divino que la visitó y anunció mientras ella leía. Y así empezó el cristianismo: porque una mujer dijo sí, acogiendo la voluntad ante la demanda, y también la necesidad, de Dios de que le naciera, con y a través de ella, un hijo humano.

Si el nombre de aquella mujer era María, ¿por qué las imágenes femeninas que la representan llevan tantísimos nombres distintos? Nombres que señalan lugares (Fátima, Núria, Montserrat…), advocaciones (Socorro, Remedios, Amparo, Tránsito, Consuelo, Milagros, Alegría, Buen Parto…), objetos (Virgen del collar…). De niña me parecía sorprendente que nadie se hiciera esa pregunta que para mí era un misterio…

Estos son apuntes para una reflexión: www.diotimafilosofe.it/larivista/de-la-diosa-madre-a-la-madre-de-dios/

leer más
Haciendo de la rotura una apertura

Haciendo de la rotura una apertura

Es una invitación a desplazar la experiencia de fragmentación (de herida, de tirón, de resquebrajamiento incluso) que trae nuestro presente a una experiencia de apertura. Propongo repensar los mensajes recibidos y alumbrarlos, de nuevo, dándoles un significado propio...

leer más
Del color del atardecer en Barcelona

Del color del atardecer en Barcelona

Tapón mucoso es el nombre de una cosa. Es un nombre descriptivo, práctico, sí. Pero a mí lo que me trae son imágenes de belleza. Porque el tapón mucoso, además de ser el nombre que describe algo palpable y un momento esperado, tiene el color del cielo de Barcelona a...

leer más